FANDOM


-Oye donde dijiste que vivia tu abuela?. Pregunto Keyko que junto con Julia arrastraban a Horrow con dificultad por la zona, una criatura de una tonelada siendo arrastrada con dificultad por dos chicas de secundaria.

-Por aqui cerca, segun el mapa hay que pasar el árbol con el ombligo. Dijo Julia sacando un mapa de su sombrero de copa.

-Dijiste Ombligo?. Pregunto Keyko confundida.

-Los árboles tambien tienen uno -Respondio Julia sin dejar de mirar el mapa. Despues de unos metros avanzando, ambas se toparon con un denso bosque, pero con una gran peculiaridad, todos los árboles que conformaban el bosque estaban increiblemente torcidos, algunos mas que otros. Parecia como si la realidad hubiera decidido torcerlos como si se trataran de barras de arcilla de moldear, mirarlas por mucho tiempo dañaba la vista provocando que cualquier cosa deseara apartar sus ojos de aquella confusa visión.

-Que lugar es este?. Keyko esbozo una sonrisa contemplando la gigantesca árboleda frente a ella. Era la primera vez que algo tan insolito le sucedia, como si sus deseos hubieran sido escuchados por una deidad.

-Bienvenida al bosque torcido, hogar de criaturas del bosque y de los hongos mas verdes. Anuncio Julia a su acompañante.

-Yo creia que las criaturas magicas se ocultaban de los humanos, es cierto ¿como es que no vi nungún humano en el trayecto hacia aca?. Pregunto Keyko curiosa.

-Es que no lo sabias?.

-Saber que?.

-El mundo mágico es solamente una de tres, existen tres tipos de dimensiónes que conforman el planeta tierra, todas se encuentran increiblemente juntas, pero separadas al mismo tiempo.

-No logro comprenderlo bien.

-Veraz, te lo explicare mientras arrastramos a esta cosa. Expreso Julia mientras ambas movian al minotauro empujandolo por los pies, ya que este se encontraba recostado en el suelo- En el planeta tierra existe la dimensión que tu ya conoces, esa es la dimensión mortal, ahi viven la mayoria de las criaturas que se consideran mortales sin magia, normalmente no pueden entrar a la dimensión magica, esa es en la que nos encontramos nosotras ahora mismo, los seres mágicos como lo somos tu y yo podemos salir y entrar de la dimensión mágica cuando queramos tan solo con un simple conjuro.

-Pero como es que yo pude entrar si no conozco el conjuro?.

-Que?, eso es ridiculo, el hecho de que pudieras verme a mi y a esta cosa significa que no eres humana. Declaro Julia. Keyko se sintio un poco aflijida pero despues le surgio otra pregunta mas.

-¿cual es la ultima dimensión?.

-A eso iva, la ultima dimensión es una a la que ni tu ni yo tenemos acceso, esa es la dimensión espiritual, a la que van los seres que ya no existen en el plano terrenal ni el plano mágico, esos seres estan generalmente en forma gaseosa y se alimentan de la energia que emana de los seres vivos, normalmente se quedan en el plano espiritual, pero a veces no llegan ahi o atraviezan la dimensión mortal y se quedan atrapados ahi mucho tiempo, cuando los humanos los ven se espantan porque no entienden que son o como son, ha habido avistamientos durante milenios sobre estos seres, y con el tiempo se les ha dado el nombre de fantasmas.

-Es impresiónante- Dijo apunto de sentarse en un árbol. Antes de hacer dicha acción el árbol cambio de posición provocando que keyko cayera al suelo- ¿Que paso?. Pregunto desconcertada. Julia emitio una pequeña risilla.

-En el bosque a los arboles no les gusta que la gente los toque, por eso cambian de posicion constantemente- Dijo Julia ayudando a Keyko a levantarse para despues seguir empujando a la enorme bestia.

-¿Y que sucede con los avistamientos de monstruos en el planeta?.

-Muchos de ellos son solamente producto de la imaginación de los seres humanos, pero hay casos en los que se trata verdaderamente de criaturas mágicas, en la dimensión mortal hay una gran cantidad de flora y fauna mucho mas grande que en la dimensión mágica, y solo ahi se encuentran algunos manjares que les encantan a los seres mágicos; son muy pocas las criaturas que saben como entrar a la dimensión mortal, pero si se da el caso de criaturas que atraviezan la barrera para buscar alimento, la mayoria son seres mágicos de agua que saben ocultarse muy bien, pero otros en tierra tienen la mala suerte de que los miren los seres humanos.

-Hablas de criaturas como el yeti o los hombres lobo?.

-Mmm, mas a los duendes y trolls que a los hombres lobo, de hecho casi todas las criaturas del mundo mágico han entrado alguna vez en contacto con los humanos, eso era en la edad media cuando se empezaba a catalogar a las criaturas que conformaban el mundo, casi todos los escritos de los seres miticos se perdieron, esa era la epoca en la que las dimensiónes estaban tan juntas que practicamente podias tener un dragón viviendo en tu patio trasero.

Durante todo el trayecto Ambas conversaban sobre los interesantes temas que eran nuevos para Keyko, asi continuaron hasta llegar a un punto en el bosque en donde no habia árboles-Bueno aqui es. En medio del bosque se podia ver una cabaña hecha de troncos de madera y rocas que formaban la base de la casa, esta formaba parte de un pequeño acantilado de no mas de 5 metros de altura. Se podia percibir un fetido aroma en el aire. Julia aspiro profundo y llamo a la puerta con los nudillos, despues de esperar unos escasos veinte segundos, tiro la puerta con fuerza y se atrevio a gritar "¡Abuela ya llegue!". Al escuchar la voz de su nieta, una anciana cubierta con un manto de tela verde y una falda purpura que arrastraba se acerco a las dos jovencitas.

-Julia, hace tiempo que no te veia. Declaro la anciana con un gesto amable y gentil.

-Pero eso fue ayer abuela. Dijo Julia alegremente.

-¿Que me trajiste esta vez cariño?. Pregunto la anciana intentando mirar detras de su nieta. Julia siempre perseguia y atrapaba a las criaturas problematicas del bosque y la ciudad y se las traia a su abuela para preparar una que otra posima extraña en la que siempre llevaba algo inusual como: Alas de murcielago y cola de raton.

-Esta vez no prepararemos una posión abuela, traje un Minotauro que estubo causando revuelo en el centro de la ciudad. Explico Julia señalando a la criatura a sus espaldas, increiblemente todavia no se despertaba.

-Bueno, solo debo preparar la posima de la confesión, una rociada con el agua de la posima y dira todo lo que ronda por su cabeza, asegurenlo en un lugar, preparare palomitas de acacia. Dijo la anciana retirandose dentro de la cabaña.

-No te comas las palomitas si quieres vivir -Susurro Julia al oido de Keyko- Ahora debemos inmovilizar a Horrow atandolo al acantilado. Keyko asintio con la cabeza. Ambas empezaron a sujetar al Minotauro al acantilado mientras aún seguia inconsiente, Julia les musitaba a los árboles un conjuro para que sus raices sujetaran a la bestia por los brazos, piernas y cintura, este empezaba a mostrar signos de conciencia.

-Muy bien, ahora le aplicare la posión de confesión. Declaro la Abuela de Julia destapando un frasco que contenia un humeante liquido amarillento, con cuidado lo empezo a verter sobre la cabeza del minotauro. Despues de unos segundos, esté empezo a hablar sobre todas sus experiencias vividas.

-Cuando era niño mis padres no me djaron comerme un pony y me enfade muchisimo!. Exclamo atado al acantilado. Julia y Keyko lo observaban dedicandole una mirada rara. Como si estuvieran atrapadas en una experiencia completamente bizarra y fuera de sentido común.

-Al parecer, esto se tardara maximo unas diez horas. Declaro la Abuela de Julia sentandose en una silla que los árboles habian formado con sus raízes.

-Llevare a Keyko a su casa, es muy tarde. Anuncio Julia dandose media vuelta y guiando a Keyko por el camino de regreso a casa, por el trayecto pudieron ver muchas cosas que Keyko creia que nunca habian existido: Árboles que la saludaban y la despedian al pasar cerca de ellos, otros que poseian caras alegres y le sonreian, hadas y duendes que anidaban en los hongos y las hojas de los árboles, junto con otras mas que nunca antes habia visto. Fue un mágico camino de regreso a casa. Al pasar por la ciudad se podia ver una gran diferencia que existia con el bosque, no habia ninguna criatura en la ciudad, tampoco algún ser disfrazado que se dejara ver, solamente las frias calles de minesota que hacian desear a Keyko poder regresar a aquel torcido bosque.

-Muchas gracias por enseñarme el mundo mágico. Dijo Keyko con una sonrisa en la cara y una alegre mirada. Julia le correspondio sonriendo.

-Mañana ven a casa de la abuela para seguir interrogando al Minotauro.

-¿Como?, no se entrar a la dimensión mágica, nisiquiera como salir de ella.

-Oh, casi se me olvida- Julia tomo su sombrero y de el saco su baculo mágico, despues lo giro un par de veces y pronuncio el hechizo de cambio de dimensión- dimensi,manapun, maut. Durante unos segundos la realidad se torcia como un espejismo con colores de diversos tipos, despues se realinearon dejando ver que ambas se encontraban de nuevo en la dimensión mortal. La gente pasaba cerca de ellas como si no hubieran visto que las dos se aparecieron de repente, sin embargo cabe destacar que hubiera parecido como si siempre se hubieran encontrado ahi, el atuendo de Julia habia cambiado a su uniforme escolar nuevamente. Keyko se encontraba asombrada.

-Es impresionante, paso lo mismo que cuando atraveze la dimensión mágica, colores inimaginables, mareos y vertigo, y despues aparezco en una dimensión distinta, solo que esta es la misma aburrida dimensión que la dimensión anterior.

-Entonces nos veremos mañana en casa de mi abuelita para continuar con el interrogatorio.

-Pero espera, no se como guiarme por la dimensión mágica ¿que pasa si me pierdo?.

-La dimensión mágica y la dimensión mortal son completamente identicas, solo se vuelven invisibles los mortales y visibles los mágicos, pero descuida, la abuela me dio esto para ti -Julia le entrego una botella con un elegante diseño y un corcho que se encontraba de lo mas apretado- Usalo despues de la escuela.

-Que es?.

-Le llaman "Posima portal" solo la usas y abres el portal a la casa de la abuela -Explico entusiasmada- Pero cuidado, que nadie te vea. Advirtio confiando plenamente en su nueva amiga. Ambas se despidieron dandose la mano en un saludo secreto que habian inventado durante el trayecto a la casa de Keyko, despues Julia se retiro caminando. Keyko entro a su casa donde le esperaba una gran sorpresa.

Los hermanos mayores de Keyko estaban esperandola detras de la puerta, en pijama y con expresión de enfado.

-<<Me siento como un marido borracho que hubiera llegado a las 4 de la mañana y mi esposa me estuviera esperando con un rodillo en la mano>>. Se dijo para sus adentros con una gran expresión de temor y emoción.

Dante: ¡donde tocinos estabas?! ¡¿tienes idea de que hora es?!

Keyko: a ver -Intento excusarse- uno: ¿Porque dices tocino?, Dos: Estaba con una amiga en la plaza, y Tres: Apenas son las cuatro de la mañana.

Eliot: ¿que amiga?.

Keyko: Julia felivene del colegio Northigh.

Angel: Northigh esta al otro lado de la ciudad, porque estaban tan tarde en la plaza?

Keyko: Les va a sonar raro pero...julia es hechicera. Confeso conteniendo el enfado que le provocaban sus hermanos mayores.

Rodrigo: ¿Que? Key deja de decir mentiras.

Keyko: No estoy diciendo ninguna mentira!. Keyko se encontraba enfadada por la falta de credibilidad que le tenian sus hermanos, no era de extrañarse, despues de todo su familia siempre habia sido seminormal con ambos padres trabajando por el mundo y otros cuatro hermanos fuera, solo quedaban cinco para criar a la chica que crecio sin un buen control paternal, una pensión de sus padres mantenia la casa y las necesidades de los hijos, pero no llenaba el vacio que existia en Keyko, un vacio que fue llenado con una increible colección de libros de texto e investigaciónes a fondo de las criaturas mitologicas y seres descomunales, unicornios, dragónes, sirenas y otros portentos que colmaban las historias de los mortales.

Dante estaba empezando a ver la determinación que tenia Keyko para respaldar su cronica, no habia visto una mirada asi desde aquel dia en que el mismo decidio estudiar en la escuela culinaria. Angel volteo a ver a Dante y a sus hermanos asintiendo con la cabeza, les habia dado una clara señal de que era hora de revelar un secreto de la famila.

-Keyko, ven, los cinco tenemos que decirte algo. Anuncio Angel cariacontecido por la revelación que el y sus hermanos estaban a punto de mencionar. Keyko se sento en el sofa de la sala para poder escuchar lo que sus hermanos tenian que decirle.

-Durante muchos siglos nuestra familia ha tenido poderes mágicos. Confeso Dante algo tenso.

-¿Que dicen?. La expresión de Keyko habia cambiado de amargura a asombro, no podia creer que no se lo hayan dicho jamaz, ¿donde habia quedado la confianza? lo que ella habia visto acababa de ser respaldado por la confesión de sus hermanso ante un secreto que al parecer toda la familia estaba enterada, menos ella. Keyko no sabia que pensar o decir, su mente habia entrado en un cataclismo de furia y alegria al mismo tiempo, estaba alegre por descubrir que su familia poseia poderes mágicos, pero al mismo tiempo triste y enfadada por el silencio que sus hermanos y sus padres habian tenido durante años de conocerse entre todos.

-Nuestra familia es una variante de los elementales del fuego, solo pocos de nosotros tenemos los poderes de fuego -Jasper mostro su palma y en ella se creo una pequeña llama ardiendo- los otros simplemente tenemos la capacidad de realizar conjuros mágicos- Salomon paso hacia adelante y pronuncio un hechizo para aparecer un globo de helio color negro.

-Como es que nunca me di cuenta?. Pregunto Keyko

-Siempre ha estado en tu sangre, solo que nunca lo habias notado. Respondio Dante.

-Pero ¿porque no me lo dijeron?.

-Creiamos que usarias tus poderes para hacer trampa o algo asi. Comento Rodrigo.

Keyko no lo tomo con gracia, pero como siempre ignoro el agravio de su hermano, las faltas de respeto que este le dedicaba a diario a su querida hermana no hacian nada mas que destacar su ineptitud y falta de madurez, por ser el segundo hermano mayor y el que estaba un año antes de Salomon y dos de Keyko, para cualquier persona que viera el árbol familiar de Keyko, destacaba que sus hermanos mayores se llevaban en algunos solo un año de diferencia, mientras que en otros hasta tres o cuatro. El mayor de los hermanos era David que tenia 36 años de edad, vivia solo como embajador con su esposa y dos hijas que eran las sobrinas de Keyko, las dos tenian solamente 5 años y no faltaba una que otra visita inoportuna de ambas, no habian desarrollado sus poderes de fuego todavia, aquello era un secreto que no podian saber ni su esposa ni sus dos hijas hasta que ambas estuvieran preparadas.

Keyko se levanto del sofa y camino unos pasos dandole la espalda a sus hermanos, la sensación incomoda que sentia todavia no desaparecia. Dante se acerco a ella y le tomo el hombro para darle algunas palabras de aliento.

-No te sientas angustiada hermanita, lo haciamos solo para protegerte. Dijo expresando su preocupación por el estado de animo de la joven.

-Deberias sentirte orgullosa, solo Dante y Jasper consiguieron tener poderes de fuego al igual que tu. Dijo Salomon oruglloso por su hermana menor.

-Deberias irte a bañar y despues a dormir, se que te acostumbraras a tus nuevos poderes. Añadio Jasper. Keyko asintio con la cabeza, olvido el amargo reselo que sentia y lo cambio por una sonrisa apenas visible, despues subio las escaleras hacia su habitación, pero antes de llegar a esta giro en sentido hacia el baño. Nunca le habia gustado bañarse en su vida, en aquellas ocasiónes en que sus hermanos mayores la hacian bañarse ella forcejeaba como un animal salvaje mientras gritaba repetidamente <<No me bañaré, antes muerta>>, por desagrado para ella siempre la conseguian meter en el baño cada segundo dia (a veces a diario si entrenaba en la escuela), pero en esta ocasión se baño por ella misma, no regulo la temperatura del agua y la dejo caer despiadadamente sobre su cuerpo, la temperatura del agua fria provoco que Keyko ahogara un grito y saliera de la regadera, fue una clara señal para ella de que el agua fria era su enemigo natural junto con el agua muy profunda, ella al igual que sus hermanos y toda su escuela, sabian que no era una gran nadadora y que apenas conseguia no hundirse en la parte profunda de la piscina olimpica de la escuela. Despues se la ducha Keyko se fue a su habitación, se arropo una pijama anaranjada con dibujos de hadas y se fue a dormir.

Por la mañana Keyko se levanto mucho antes que su despertador con forma de huevo, no habia razón, no habia conseguido dormir, estaba siendo perturbada constantemente por la curiosidad que despertaba en ella, sus nuevos poderes, y la razón que porque le resultaba dificil utilizarlos, no queria hacerlo mientras estuviera en el plano mortal, pero incluso cuando habia querido utilizarlos en el trayecto que iva desde el bosque torcido hasta su propia casa, no podia hacerlo, debia haber una razón por la cual sus poderes no reaccionaban, nisiquiera podia hacer que sus manos emitieran ese hermoso pero inusual brillo igneo. Quedo en ese estado pensativo desde las 5 de la mañana hasta que se hicieron las 9, la hora en la que entraba a la escuela. Apresurada salio de casa sin siquiera desayunar, habia llegado a la escuela en tiempo record, sus patines se habian roto durante el aterrizaje forzoso en la escalinata de la escuela, pero afortunadamente habia entrado justo antes que el maestro.

Despues de clases, Keyko se dirigio a una bodega abandonada cercana a las canchas de basquetbol, no habia nadie cerca por lo que pudo ejecutar el plan con seguridad.

-De acuerdo veamos si esto sirve- Dijo intentando abrir el corcho, sin embargo se encontraba mas ajustado de lo que ella esperaba. Despues de multiples intentos con muchas cosas, finalmente consiguio abrir la botella- Cielos, esta cosa si que estaba atascada. Keyko vacio la botella y el liquido se rego en el aire como si hubiera sido vertido en una pared plana formando lo que parecia ser un agujero dimensiónal, dentro se podian ver todos los colores del arcoiris y muchos mas. Keyko intento entrar pero antes de que pudiera siquiera moverse una mano salio del portal y la jalo dentro de este. Keyko asustada se aferro con las uñas al suelo, pero la mano consiguio jalarla hacia el portal quese cerro tras la entrada de Keyko.

-¡Ya casi, ya casi!- Exclamaba Julia intentando sacar a Keyko del portal, la mano que habia salido por el otro extremo era de ella. Finalmente logro sacar a su amiga del portal que se cerro al estar ambas afuera- Al fin llegas.

-¡¿Alguna razon para matarme del susto?!. Pregunto Keyko algo enfadada por la sorpresa que Julia le habia dado.

-Es importante, creo que la abuela murio. Confeso Julia algo extrañada. Keyko se desconcerto.

Ambas se aproximaron a la anciana que yacia sentada en la silla de raices, esta se mecia levemente con el viento. Al acercarse mas, Keyko pudo constatar que estaba durmiendo.

-No esta muerta, solo dormida. Dijo para el alivio de Julia.

-Bueno, la despertare. Julia se acerco a su abuela y empezo a susurrarle al oido- Abuela...abuela.

Sin respuesta.

-Dejame intentarlo. Dijo Keyko acercandose a la anciana, pronto cubrio su boca con sus manos dejando un espacio para dejar salir el sonido- Soy la muerte. Susurro en tono sombrio y cavernoso que le aseguraba mas credibilidad.

-¡Antes muerta! -Exclamo despertando de golpe- Oh chicas, son ustedes. Dijo aliviada.

-Como vas con el interrogatorio abuela?. Pregunto Julia.

-La pocion no exploro su mente completamente, escuche su biografia por toda la noche, este minotauro es mas viejo que tú- Explico la anciana cruzada de brazos- Hay alguien quien podria hacer que hable, pero...

-Pero que?. Preguntaron ambas al unisono.

-Vive en el monte everest. Declaro la abuela de julia con expresión seria y firme.

-Hasta aya?. Keyko se quedo perpleja.

-Te refieres a la abuela de Evil Angel?. Pregunto Julia inquieta por la situación que se empezaba a formar frente a ellas.

-Tendran que ir al everest chicas. Declaro la anciana guardando ingredientes en una caja de madera.

-Everest?!!. Exclamaron Julia y Keyko al unisono.


Opciónes:

Lista de capitulos

Capitulo 3: Hace frio

¡Interferencia de bloqueo de anuncios detectada!


Wikia es un sitio libre de uso que hace dinero de la publicidad. Contamos con una experiencia modificada para los visitantes que utilizan el bloqueo de anuncios

Wikia no es accesible si se han hecho aún más modificaciones. Si se quita el bloqueador de anuncios personalizado, la página cargará como se esperaba.

También en FANDOM

Wiki al azar